15 Ejemplos De Acento Diacrítico

En esta oportunidad te presentaremos varios ejemplos de acento diacrítico (o acento gráfico) para que puedas ubicarlos perfectamente cuando sea necesario en una oración. Este tipo de tilde es la que nos deja diferenciar palabras que se escriben de la misma manera, pero tienen significados distintos.

Varias palabras que poseen este acento suelen distanciarse de las reglas básicas de acentuación. Sin embargo, esto es así para evitar confusiones en el lenguaje escrito.

Se pueden encontrar en palabras monosílabas, en pronombres, en adverbios de interrogación y de exclamación. En el caso de los monosílabos, según las reglas del español, no deben acentuarse. Solo lo harán los que poseen el acento diacrítico.

Ejemplos de acento diacrítico

Observa bien estos ejemplos para que puedas identificar la tilde diacrítica cuando te la encuentres.

  1. La palabra “de” no contiene acento cuando se trata de un sustantivo o de una preposición. Solo se coloca acento cuando deviene del verbo dar:
    • -Carmen es de Andalucía
      -Necesitamos que hagas una de mayúscula para el título.
      -No es necesario que te mi pan, pues tú ya tienes uno.
      -Le gustaría que él le lo que le está pidiendo.
      un buen ejemplo a todos sus alumnos, por favor.
  2. En el caso del monosílabo “el” no llevará acento cuando se trate de un artículo indeterminado. Solo llevará acento cuando se trate de “él” como pronombre personal de la tercera persona del singular:
    • El bolso es de flores rosadas y amarillas.
      -Tengo ganas de usar el nuevo horno que compré.
      -A ella siempre le ha gustado él.
      Él nunca ha venido a la sala de reuniones.
  3. El monosílabo “tu” no llevará acento cuando se trate de un adjetivo posesivo. Solo tendrá la tilde cuando se trate del pronombre personal como segunda persona del singular:
    • -Me gusta tu blusa nueva.
      Tu carro es muy bonito.
      -La verdad es que eres increíble como maestro.
      no tienes idea de lo que acabas de hacer.
  4. La palabra “mas” no lleva acento cuando cumple la función de conjunción adversativa. Esta conjunción equivale a “pero”. Llevará acento gráfico cuando se trate de adverbio de cantidad, adjetivo, conjunción que denote suma y pronombre:
    • -Estaba decidido a reclamarle, mas al verla no le dijo nada.
      -Quiero esa computadora, mas no tengo el dinero para comprarla.
      -Esa casa está más cerca de mi escuela que de la tuya.
      -Ponle más pimienta al aderezo.
  5. En el caso del monosílabo “si” no tendrá acento cuando se trate de conjunción o cuando se utilice como sustantivo. Llevará acento diacrítico cuando denote afirmación o cuando se trate del pronombre personal reflexivo:
    • -Debes avisarle si estás dispuesto a acompañarlo en su viaje a París.
      -Tienes que afinar la canción en La o en Si.
      -Ha arreglado el jardín para sí.
      -Le he dicho que quiero casarme con él.
  6. Cuando se trata de la palabra “se” no lleva tilde si funciona como pronombre indicativo de reflexividad, pasividad o impersonalidad. Llevará acento cuando venga del verbo saber en el presente indicativo del pronombre yo y cuando venga del verbo ser en modo imperativo del pronombre tú:
    • -La niña se cayó por las escaleras de la sala.
      -Yo se lo compré en el mercado.
      -El punto es que yo todo sobre esa mujer.
      inquebrantable en tu camino como deportista.
  7. El monosílabo “Te” no tendrá acento cuando se utilice como pronombre y como sustantivo. Llevará acento diacrítico cuando se trate del sustantivo que significa Infusión o bebida:
    • Te llevaré al cine después que salgas del trabajo, querida.
      -Mi apellido comienza con te.
      -La vecina tiene un árbol de.

      -Quiero que tomemos negro con azúcar.

  8. En el caso de la palabra “mi” no llevará acento cuando se emplee como adjetivo posesivo o como sustantivo. Poseerá tilde cuando se utilice como pronombre personal:
    • -Me gusta la canción de Do, Re, Mi de la Novicia Rebelde.
      -Ella es mi amiga del alma.
      -A no me parece que hagas eso de noche.
      -Este perrito es muy importante para .
  9. La palabra “aun” no tendrá acento cuando se utilice como adverbio semejante a las palabras “incluso, hasta y siquiera”. Llevará acento cuando se utilice como sustituto de la palabra “todavía”:
    • -Ni aun así iré a la excursión grupal.
      -Todos asistieron a la cena convite, aun los que no fueron invitados.
      Aún estás a tiempo de comenzar el entrenamiento de yoga.
      -Su semblante me deja aún más triste.
  10. La palabra “que” no lleva acento cuando cumple la función de relativo de un verbo o relativo de un sustantivo o sujeto, tampoco cuando se usa como conjunción. Llevará acento cuando se trate de una interrogación o exclamación:
    • -No quiere que le digan nada respecto a ese tema.
      -Es el cantante que salió en el periódico de ayer.
      -¿Para qué quieres ese peluche si ya tienes demasiados en casa?
      Qué bonita es tu maleta de colores!
  11. La palabra “como” no llevará acento cuando se utilice como conjunción. Llevará la tilde diacrítica cuando se trate de una interrogación o denote duda:
    • -Es como te había dicho antes, un arrogante de primera.
      -Tal y como lo pensaste, están descansando plenamente en el parque.
      -¿Cómo vas a hacer para bajar hasta el fondo de ese hoyo sin escaleras?
      -No sé cómo hacer para salir de este trabajo tan mal pagado.
  12. La palabra “donde” no lleva acento cuando se usa como relativo de un verbo o de un sustantivo. Llevará acento cuando se utilice como enunciado interrogativo:
    • -Está en donde me había dicho esta mañana.
      -La abadía se encuentra donde se ven aquellas montañas.
      -¿Dónde está la llave que te dije que me guardaras?
      -No recuerdo dónde puse mi bolígrafo.
  13. En el caso de “cuando” no tendrá tilde cuando funcione como relativo de un verbo o de un sujeto ni cuando se use como conjunción. Tendrá acento cuando se use como interrogativo:
    • -Le avisé cuando llegaste a la casa.
      -Puede ser que te visitemos cuando estemos en la ciudad.
      -¿Cuándo vas a comenzar la universidad?
      -No tengo idea de cuándo volverá a academia de baile.
  14. La palabra “cuanto” no tendrá acento cuando se trate de una conjunción o de un relativo verbal o de sustantivo. Podrá llevar acento cuando funcione como enunciado interrogativo o exclamativo:
    • Cuanto más lo intentes, mejor será el resultado.
      -Te avisaré en cuanto esté de vuelta en el hospital.
      -¿Cuánto trigo necesitas para el pan?
      -¡Pero cuánto descaro posee esa muchacha!
  15. En el caso de la palabra “cual” no lleva acento cuando funge como relativo. Llevará acento cuando sea utilizado como interrogativo:
    • -Se adoran cual hermanos que son.
      -Está enorme tal cual te había contado.
      -¿Cuál es el monto total de las compras del mercado?
      -No sabemos cuál es el encargado que vendrá esta vez.

    Con estos ejemplos de acento diacrítico deseamos que tus dudas sobre cómo se deben usar en el lenguaje escrito hayan sido aclaradas.