15 Ejemplos de Técnicas de Aprendizaje

Se entiende a las técnicas de aprendizaje como los métodos, procedimientos y recursos didácticos que son utilizados para aprender de forma permanente. Siendo su objetivo ayudar a que el aprendiz comprenda y asimile nuevos conocimientos, así como también mejorar el rendimiento del estudiante.

Por ejemplo, algunas de las técnicas de estudio más utilizadas por los alumnos son:

  1. El subrayado: después de leer el texto se destaca lo más importante o significativo con colores o resaltadores.
  2. Esquemas: se utilizan para sintetizar la información representando las ideas principales y secundarias de forma ordenada y jerarquizada.
  3. Mapas Mentales: es un diagrama en donde el concepto principal es su centro y de él se desprenden ideas o contenidos relacionados. Todos estos elementos se pueden representar por medio de imágenes, dibujos, palabras o ideas.

Por otra parte, el docente debe enseñar a sus estudiantes diferentes técnicas de aprendizaje en el aula para que estos puedan seleccionar las herramientas más adecuadas según cómo y qué requiere aprender. Además, que sean las mejor adaptadas a su estilo de aprendizaje.

Ejemplos de técnicas de aprendizaje

  1. Organización del tiempo de estudio

Tanto la cantidad de tiempo como el momento para aprender son aspectos importantes a tomar en cuenta. Cuando el estudiante se habitúa a estudiar a una determinada hora, estará preparado para asimilar y comprender mejor en ese lapso de tiempo.

Este proceso se puede realizar para organizar y planificar las actividades tanto para el periodo que dura el curso como para cada día de estudio y materias. Esta técnica es útil para adquirir cualquier tipo de aprendizaje, para ello se deben seguir los siguientes pasos:

  • Marcar fechas claves.
  • Establecer objetivos a mediano plazo y diarios.
  • Hacer un horario de estudio o calendario.
  • Establecer el tiempo de estudio para cada asignatura según su dificultad.
  • Cumplir con lo planificado.
  • Reajustar en caso necesario.
  • Leer en voz alta
  1. Subrayado

Es muy recomendada para comprender mejor un tema, ya que no solo se usa el sentido de la vista al leer, sino que también la audición. Aunque requiere de concentración es muy sencilla su aplicación. Además, ayuda a encontrar errores e incoherencias cuando se escriben ensayos, resúmenes y otros.

Al igual que la anterior, es utilizada para complementar la comprensión de un texto. Se debe realizar el subrayado después de realizar la lectura para resaltar las ideas principales y secundarias. Esta técnica es considerada por algunos especialistas como poco efectiva, ya que puede hacer creer al estudiante que ya adquirió el aprendizaje.

Por ello, se aconseja complementarla con otras técnicas o métodos de aprendizaje. Por otra parte, es muy sencillo ponerla en práctica, siendo solo necesario resaltar con colores o resaltadores las partes más relevantes del tema planteado.

  1. Resumen

Esta también es muy utilizada como una técnica de enseñanza por docentes en diferentes niveles educativos. Se basa en escribir lo más importante de un tema con palabras propias. Aunque, se pueden utilizar los programas de ordenadores, laptops y teléfonos para hacer un resumen, se aconseja escribirlos a mano con lápiz y papel.

Esto debido a que en la actualidad hay diferentes investigaciones, las cuales indican que la escritura manual mejora la retención de conocimientos.

  1. Esquema

Igualmente, es muy utilizada por los profesores como una técnica de enseñanza aprendizaje. Ya que facilita la comprensión mediante la síntesis y el análisis de los contenidos y ayudan a explicar conceptos complejos.

Además, con esta técnica los estudiantes pueden lograr entender más fácilmente un tema de forma sintetizada. Está definida como la representación gráfica de conceptos que están asociados o relacionados de forma jerárquica. Entre los esquemas se distinguen varios tipos como:

  • De llaves o cuadro sinóptico: en donde después del tema se coloca una llave o corchete para desplegar las ideas principales, en cada una de estas también se agrega una llave para agregar las ideas secundarias y si es necesario de la misma forma se agregan más ideas complementarias.
  • Con flechas: es igual que el anterior, pero se utilizan flechas en vez de llaves para indicar la relación de jerarquía entre las ideas o conceptos.
  • De desarrollo: es uno de los más comunes utilizados tanto en libros como en la educación formal. Se trata de realizar las categorías de los conceptos en forma numerada, por ejemplo 1, 1.1, 1.2…, 2, 2.1…
  • Radial: por medio del mismo procedimiento anterior se agregan las diferentes ideas de una manera lógica, pero se resalta cada una encerrándola en círculo y se establecen las relaciones con flechas.
  • Mapa de conceptos: este se desarrolla en forma vertical de arriba hacia abajo, estando en la parte superior el tema del texto encerrado en un rectángulo, luego se van desplegando cada una de las ideas y sus relacionadas.
  • Diagrama de flujo: es utilizado en el área de la tecnología para representar un proceso. Se diferencia de los anteriores en que se utilizan símbolos que indican una determinada acción.
  1. Representación con imágenes

Este método es muy recomendado para personas con un estilo de aprendizaje visual. Son básicamente dibujos que representan las ideas de un tema y se pueden complementar con signos, símbolos o textos. No es necesario que las imágenes sean muy elaboradas, aunque uno de sus aspectos más importantes es el color.

Estos ayudan a recordar un concepto de forma rápida cuando el mismo estudiante lo realizó. En esta técnica se engloban varios tipos de diagramas según lo que se requiere aprender.

  • Representación figurada: se usa para recordar ideas concretas.
  • Por relación semántica: para representar ideas abstractas, por ejemplo, se dibuja una iglesia que significaría religión.
  • Semejanza lingüística: se dibuja una malla (red) para recordar el nombre de la civilización antigua de México, los Mayas.
  • Por asociación: por ejemplo, la bandera de un país lo representa.
  1. Mapas Mentales

Es muy semejante a la anterior, pero en esta el concepto se representa en el centro, de él se desprenden las ideas principales y de cada una de ellas las secundarias. Se organiza de forma radial y se utilizan colores para destacar conceptos. Cada idea puede ser expuesta como un dibujo, con palabras o ambas.

Son utilizados mayormente para recordar información, sin embargo, también ayudan a desarrollar la creatividad, a motivar el aprendizaje y a comprender el tema de estudio.

  1. Cuadro Comparativo

Es una herramienta de gran utilidad tanto en el proceso de enseñanza como para adquirir nuevos conocimientos. Es usada para realizar comparaciones entre dos o más elementos, datos, conceptos, fenómenos y más.

Por medio de ellos es posible que el estudiante logre determinar características, diferencias, semejanzas entre los aspectos más destacados del tema en estudio. Al mismo tiempo, propicia el desarrollo del pensamiento, habilidades de clasificación y comparación, aparte de facilitar la obtención de conclusiones y evaluación o ajustes de ideas.

Para su realización es necesario mostrar los conceptos con sus características en una tabla, la cual constará de la cantidad necesaria de columnas y filas para mostrar todos los elementos que se requieren comparar.

  1. Explicarse un tema

Esta técnica de aprendizaje es utilizada mayormente cuando es necesario entender conceptos complejos. Se basa en hacerse preguntas y reflexionar mientras se realiza la lectura comprensiva o al finalizar la misma.

Entre sus beneficios tenemos, puede ser usada en cualquier temática, promueve la generación de inferencias, identificar incongruencias entre una idea que se tenía y la nueva que se está aprendiendo.

Igualmente, el estudiante logra aprender y retener información a largo plazo cuando la ejecuta correctamente.

  1. Resolver problemas o ejercicios

En muchas asignaturas se hace más sencillo el aprendizaje de teorías si se hacen ejercicios o se resuelven problemas mientras se estudian. Este es el caso de materias como matemáticas, física, química, derecho, entre otras.

De esta forma se observa la relación entre la teoría y la práctica, además de preparar al estudiante para la realización de exámenes.

  1. Autoevaluación

Esta técnica de aprendizaje puede realizarse en cualquier tipo de asignatura o tema y es utilizada, a menudo, en los procesos de enseñanza – aprendizaje de todos los niveles educativos. Por medio de su aplicación se logra que el alumno tome conciencia de los puntos que debe seguir estudiando.

Para ponerla en práctica solo hay que efectuar un cuestionario con preguntas o problemas, resolverlo y luego evaluar para conseguir las fallas. De esta manera, el estudiante podrá continuar enfocando su aprendizaje en esos aspectos.

  1. Grupos de estudio

Esta es considerada en la actualidad una de las formas de aprender más eficaces. Al estudiar con compañeros pueden compartir ideas, debatir, plantearse preguntas, resolver dudas, explicar, exponer, entre otras.

El estudio en grupo es muy efectivo siempre y cuando se eliminen las distracciones, por ello se aconseja que sus integrantes no sean muy numerosos y todos tengan un objetivo en común.

  1. Mnemotecnia

Consiste en establecer una relación entre lo que se quiere memorizar y lo que ya se conoce. Es una técnica muy sencilla de efectuar y es utilizada para recordar fechas, una lista de palabras, datos o números.

Al ponerla en práctica, el aprendiz puede crear una pequeña historia o frase en donde se relacionen las palabras a memorizar o puede crear un código donde se incluya la inicial de cada término.

Por ejemplo, si se necesita memorizar los nombres de los músculos del brazo (bíceps, braquial, coracobraquial, tríceps y ancóneo) se puede generar un código como bíbracotrían.

  1. Método Cornell

Es realmente bueno para repasar y entender la explicación ofrecida por el profesor en clases, aunque su función principal es la toma de apuntes de forma organizada y efectiva. Para ello, el estudiante debe preparar una o varias hojas de la siguiente forma:

  • Dividir la hoja en dos columnas y al final dejar varias líneas.
  • En la columna derecha se tomarán los apuntes de los aspectos más importantes.
  • En la izquierda se formularán preguntas o palabras claves.
  • En las líneas que se dejaron se realizará un resumen del tema al finalizar la clase.

Cuando el alumno se dispone a estudiar, previa la lectura de todo lo escrito, debe dar respuesta a las preguntas planteadas por medio de la investigación.

  1. Método Pomodoro

Por medio de esta técnica se puede crear el hábito de estudio, lograr culminar la actividad de forma eficiente y mejorar la concentración. Se trata de dividir el tiempo de estudio en intervalos de 25 minutos (Pomodoro) separados por un lapso de descanso. Por consiguiente, es necesario seguir las siguientes reglas.

  • Al finalizar los primeros 25 minutos de estudio se hace un descanso de 5 minutos.
  • Luego, se continúa estudiando durante otro Pomodoro y al finalizar el tiempo se descansa por 10 minutos.
  • El tercer descanso será de 15 minutos y en la cuarta pausa se debe realizar una actividad que despeje la mente que no dure más de media hora.
  • Después de esta última pausa se comienza todo el proceso desde el principio.

15 Ejemplos de Técnicas de Aprendizaje» | Autor: Antonio | Disponible en: https://wikiejemplos.com/ejemplos-tecnicas-aprendizaje/ | Fecha de creación: 15/11/2022 | Fecha última actualización: 12/03/2023

Antonio
Ultima actualización: 12-03-2023